Agrandar imagen | Ver tamaño original
Proyectada por el arquitecto Rafael Iglesia para la casa de la familia Del Grande, en Rosario, Santa Fé, Argentina, esta escalera es el resultado de una suma de palancas, cuyos puntos de encuentro se vinculan sólo a través del roce y la presión que se produce entre las piezas de madera que conforman el sistema. Los elementos de unión, en este caso ausentes, son reemplazados por cuñas de madera que permiten generar la suficiente presión entre todas las demás piezas; de esta forma, los peldaños quedan en voladizo sin tocar el muro más próximo. La madera usada en su construcción es el Quebracho Colorado, muy resistente y de difícil pudrición. Esta escalera es el reflejo de la manera de proyectar de su arquitecto, centrada en la simpleza de los materiales de construcción, los que terminan por conformar el elemento de arquitectura a través de la suma y encaje de sus partes, sustentando el total a través del trabajo de sus fuerzas y resistencias, actuando en conjunto. Ver más Ver descripción completa
Compartir Compartir