Agrandar imagen | Ver tamaño original
La casa se ubica en un lote de 1.060 m2 en la Reina baja, la parte plana de la precordillera de Santiago. La casa construida originalmente en la década de los 70’s no sacaba particularmente provecho del tamaño del sitio -una franja de 15 x 67 m de largo- así como tampoco de su jardín. Pese a estar deshabitada por mas de 20 años, el jardín se había conservado en buen estado, con grandes arboles de una escala mas bien de parque privado que de patio trasero. En vez de remodelar, decidimos que había que construir una nueva casa desde cero; la relación con el jardín, particularmente con los arboles existentes, debía jugar un rol fundamental. La arquitectura no debía competir con la naturaleza, por el contrario, debía exaltar su presencia, colores y luces. Debía permanecer neutral y silenciosa -por así decirlo- de modo de permitir que la naturaleza se exalte. Ver más Ver descripción completa
Compartir Compartir