Agrandar imagen | Ver tamaño original
El Instituto Goethe una vez al año organiza un concurso de ideas llamado "We Traders: Cambiamos crisis por ciudad" premiando proyectos de espacios públicos que estimulan el uso colectivo en los centros urbanos. La última versión ganadora “Siempre Fiesta (Beti Jai)” por Andrés Carretero y Carolina Klocker consiste en darle un nuevo uso a una calle sin acceso ocupada por vegetación y escombros; esta calle ahora cerrada y llena de arena. Descripción de los autores. Podemos entender la arquitectura como un acto vital, y la labor del arquitecto como la ordenación de un ambiente para que la gente se encuentre a gusto en él. Como los niños, relacionamos el jugar con el hacer, pero también con el libre movimiento de nuestro cuerpo en el espacio.   Elegimos un lugar muy especial: la calle interior del FRONTÓN BETI JAI (Siempre fiesta, en euskera). Esta antigua calle de acceso al frontón es hoy un "espacio entre" maravilloso, al que no podemos acceder: extremadamente estrecho y largo, delimitado por una pared curva y otra recta. Una calle secreta que va siendo ocupada por la vegetación y los escombros. Un descampado en el más privado interior de la ciudad. Ver más Ver descripción completa
Compartir Compartir