Agrandar imagen | Ver tamaño original
Nos preguntamos cómo construir un espacio protegido del exterior, pero a la vez completamente integrado a éste, visualmente, incluso rescatando ciertas vistas que no eran aprovechadas, por la antigua casa patronal. Que la sensación espacial fuera de estar afuera y adentro a la vez. A partir de esto, se toma la idea de los cerramientos de eucaliptos, que se usan en las ramadas del lugar; Piel que actúa como un sistema hacia el medio ambiente, registra el paso del día, transformando el espacio interior. A su vez, esta piel tiene la condición de permitir la vista desde el interior, y no desde fuera hacia dentro, dando privacidad a pesar de ser un espacio completamente vidriado. También se rescata de manera conceptual el sistema de circulación de la casa colonial, el corredor, como un espacio intermedio, que en este caso conecta todos los espacios perimetralmente. Ver más Ver descripción completa
Compartir Compartir