Agrandar imagen | Ver tamaño original
Una vivienda diseñada para una hermosa familia; para quienes lo más importante es la experiencia de compartir tiempo juntos y disfrutar el arte de vivir. El penthouse es un canvas funcional lleno de luz que se adapta al usuario, el proyecto se concibe como una serie de escenarios para eventos de convivencia. Las necesidades espaciales se resuelven en dos niveles interconectados: social abajo, privada arriba, ambas articuladas por mezzanine y una escalera central, reconociendo las vistas a los 360 grados; hacia el sur Chipinque, hacia el norte el Parque Mississippi, al oriente el Cerro De La Silla y al poniente el Cerro De Las Mitras que se fuga con La Huasteca. Al interior, una gran doble altura recibe al visitante con la sala principal, inmediatamente a ésta, el pasillo central conduce hacia la cocina, la cual está diseñada y superequipada para que el padre de familia y su hija, ambos chef, exploren nuevos sabores y platillos. La isla central es lo suficientemente amplia para dar cabida a toda la familia; la cocina se abre a una terraza equipada con un horno de leña y un desayunador para 6 personas protegido por una serie de maceteros hidropónicos especialmente diseñados para este proyecto, donde se pueden cultivar especies para su consumo. Ver más Ver descripción completa
Compartir Compartir