Agrandar imagen | Ver tamaño original
La idea principal de este proyecto era la creación de un lugar de trabajo agradable y cómodo para muchas personas. El espacio que teníamos que reorganizar, era el interior existente de un edificio de oficinas típicamente amobladas. Antes, nadie tomó en cuenta las necesidades de los empleados y cómo se sentían mientras trabajaban en tales espacialidades interiores. Nuestro concepto, basado en el principio de modularidad, pretendía organizar el espacio para crear tantos puestos de trabajo como fuera posible. El diseño interior regido por las normas de oficinas estándar, no contribuía a la atmósfera creativa de trabajo, debido a la falta de humanidad de este. Nuestros inversionistas notaron este problema y nos pidieron proponer un nuevo diseño, ajustado a las expectativas tanto de los empleados, como de los propios clientes. Ver más Ver descripción completa
Compartir Compartir