Agrandar imagen | Ver tamaño original
La Nueva Escuela Secundaria de Mosfellsbaer provee espacio hasta para 500 alumnos. En el estrecho terreno, el edificio se vincula con el paisaje, las líneas diagonales del edificio hacen referencia a las colinas de las cercanías y uno de los techos se convierte en una rampa verde para pasear. Mosfellsbær es una ciudad de aproximadamente 9000 habitantes, situada 15 kilómetros al este de Reykjavik. Fue hogar del premio nobel Halldór Laxne, cuyo trabajo también sirvió de inspiración: "...y las flores crecieron en el techo". El paisaje se convierte en edificio, y a su vez, el edificio se convierte en paisaje. El sitio de 12.000 m2 de la escuela está situado cerca del centro de la ciudad y a un costado de la carretera No.1, que atraviesa Mosfellsbaer: Esta condición influencia directamente la forma del edificio y el material con que está construido, el cual tiene como finalidad minimizar la penetración del ruido exterior. Ver más Ver descripción completa
Compartir Compartir