Agrandar imagen | Ver tamaño original
El desarraigo  de las relaciones intrafamiliares resulta siendo una condición común  de la vida contemporánea, perdiéndose los lazos afectivos. Es por ello que, desde este proyecto abordamos la construcción de formas de habitar no solo como gestor social, sino como posibilitador de conexiones humanas poniendo de  manifiesto relaciones inesperadas  que van más allá de la utilidad inmediata. Queremos generar el descubrimiento de nuevos sentidos,  transformando lo necesario en deseo. Habitar propicia la creación de nuevas miradas, según Heidegger, “Somos en la medida que habitamos”.   Para  ello, nuestra primera aproximación es a través  de  formas básicas,  un prisma: como   contenedor, trabajando desde lo indispensable, donde la complejidad se adquiere de las estructuras de relaciones que favorecemos  para   la interacción entre  sus miembros.  Es así que, no damos concesión al diseño más allá de gestos primarios que se alejan  de reminiscencias formales buscando así, no traicionar lo esencial.  Ver más Ver descripción completa
Compartir Compartir