Agrandar imagen | Ver tamaño original
La biblioteca inicial, que data de los años 70, tenía deficiencias arquitectónicas y energéticas y tuvo que ser reconstruida. Cortando partes del edificio, Degelo Architects no sólo redujo el volumen desproporcionadamente grande de la antigua biblioteca, sino que también hizo que el edificio reacciona a su contexto urbano. Así, el edificio se convirtió en un diamante tallado. La fachada de esta escultura cristalina se compone de acero al cromo tratado electroquímicamente. La fachada se considera como una interfaz, que se comunica entre la universidad y la ciudad. Dependiendo de la hora del día, las fachadas neoclásicas de los alrededores se reflejan o las actividades de los estudiantes se hacen visibles desde el exterior. Ver más Ver descripción completa
Compartir Compartir