Agrandar imagen | Ver tamaño original
Trabajar en arquitectura es siempre una experiencia desafiante en la que nunca se sabe lo que puede suceder a continuación. Dicho esto, hay una serie de cosas a las que nos podemos relacionar colectivamente como parte de esta industria. Hemos creado una lista de cosas con las que estamos demasiado familiarizados, ya sea si se trata del acabado de los proyectos, del trabajo con clientes, o simplemente de tratar con personas que ni siquiera saben lo que pasa en la arquitectura. ¿Cuáles nos han faltado? 1. A veces, no hay nada más relajante que ponerse los auriculares, escuchar tu música favorita, y trabajar en un dibujo o modelo. 2. La increíble sensación de viajar para ver un edificio que siempre has querido ver. 3. Todavía te inscribes para solicitar descuentos de estudiantes para software. Ver más Ver descripción completa
Compartir Compartir