Agrandar imagen | Ver tamaño original
La intervención, sobre un edificio racionalista del año 1936, trata de resolver una vivienda de dos dormitorios a partir de las preexistencias y servidumbres de un edificio consolidado, en su tercera remonta sobre la construcción original.  En consecuencia, se proyectó una estructura metálica ligera que no incrementara demasiado las cargas sobre la cubierta y se construyeron cerramientos, pavimentos y tabiquería secos, así como una cobertura con paneles ligeros prefabricados. Del mismo modo, la adaptación a las redes preexistentes sugería que la banda húmeda, que aloja los aseos, se situara junto a los patios, reduciendo así el trazado de las instalaciones y posibilitando una distribución racional. El recorrido solar, por otra parte, motivó la disposición de aperturas generosas al naciente -protegidas por una celosía de listones de aluminio así como por estores exteriores de tonos cálidos-, iluminando al amanecer los espacios comunes y la terraza con vistas a la ciudad, el mar y el macizo de Anaga.  Ver más Ver descripción completa
Compartir Compartir