Agrandar imagen | Ver tamaño original
Incorporando el paisaje dinámico del sitio en la vida cotidiana de sus residentes, la casa se diseña como una procesión significativamente enmarcada a través de la propiedad con una característica iluminación natural matizada en todo el largo. Un muro de contención continuo desde el exterior hacia el interior incorpora la estructura por debajo del nivel natural en el frente, con transiciones en su fachada trasera. Todos los espacios interiores se abren a un patio que genera una terraza hasta la copa del árbol, creando un espacio de transición fácilmente visible y ocupable entre el hombre y la naturaleza. El esquema del patio es simplificado por las alas pública y privada, conectadas por un "puente" de cristal del comedor. Este volumen transparente también conecta visualmente el patio delantero al patio trasero, despejando para la vista, mientras que mantiene una presencia tenue en la calle. La escalera actúa como un "nudillo" vertical, mediando los ángulos de las alas mientras que contrasta la horizontalidad predominante de la casa. Ver más Ver descripción completa
Compartir Compartir