Agrandar imagen | Ver tamaño original
En un predio de 300 m2 en la Colonia Narvarte, este edificio responde a la densidad máxima al contener seis viviendas de 122m2.  El volumen responde a la retracción del paramento de la fachada, como lo hacen las viviendas contiguas, permitiendo un vestíbulo de acceso iluminado y espacio para estacionamiento en planta baja.  En los niveles superiores, la estructura aparente permite la construcción de terrazas permeables, alejando el paramento del edificio de la calle y permitiendo un colchón vegetal entre los espacios de estar y la ciudad. Organizados en posición perpendicular a la calle, los apartamentos se distribuyen a manera de tren: comedor y estar hacia la fachada, cocina y baños al centro, tres recámaras hacia la parte posterior. A los espacios se accede a través de un corredor lateral. Cada planta permite dos viviendas, las más altas con una azotea habitable. Ver más Ver descripción completa
Compartir Compartir