El sitio web de arquitectura más leído en español
i

Regístrate ahora y empieza a guardar tus proyectos y fotos favoritas, organizados a tu modo.

Regístrate ahora y guarda el contenido de ArchDaily

i

Encuentra los mejores productos para tus proyectos en nuestro catálogo de productos.

Revisa el catálogo de productos.

i

Instala la extensión de Chrome de ArchDaily y encuentra inspiración en cada ventana de tu navegador. Descárgalo aquí »

i

En todo el mundo, arquitectos están encontrando maneras geniales para reutilizar edificios antiguos. Haz clic aquí para ver las mejores remodelaciones.

¿Quieres ver los mejores proyectos de remodelación? Haz clic aquí.

i

Navega a través de edificios inspiradores con nuestra selección de videos en 360. Haz clic aquí.

Revisa nuestros inspiradores videos en 360​. Haz clic aquí.

Todo
Proyectos
Productos
Eventos
Concursos
Navega entre artículos utilizando tu teclado
  1. ArchDaily
  2. Noticias
  3. Cuando Frank Lloyd Wright y Le Corbusier tuvieron una discusión pública en The New York Times

Cuando Frank Lloyd Wright y Le Corbusier tuvieron una discusión pública en The New York Times

  • 13:00 - 25 Junio, 2017
  • por
  • Traducido por Isadora Stockins
Cuando Frank Lloyd Wright y Le Corbusier tuvieron una discusión pública en The New York Times
Cuando Frank Lloyd Wright y Le Corbusier tuvieron una discusión pública en The New York Times, Izquierda: Frank Lloyd Wright fotografiado por Al Ravenna. Imagen <a href='https://commons.wikimedia.org/wiki/File:Frank_Lloyd_Wright_portrait.jpg'> vía Wikimedia </a> en Dominio Público. Derecha: Le Corbusier. Imagen © Willy Rizzo
Izquierda: Frank Lloyd Wright fotografiado por Al Ravenna. Imagen vía Wikimedia en Dominio Público. Derecha: Le Corbusier. Imagen © Willy Rizzo

Frank Lloyd Wright y Le Corbusier son arquitectos conocidos por sus ideas grandiosas e innovadoras, así como por su alta estima por sus propias opiniones. Los dos, sin embargo, no coinciden en sus visiones para el futuro de las ciudades americanas y la civilización. Ambos arquitectos tenían planes utópicos y abarcadores para su ciudad americana ideal, combinando ideas sociales así como arquitectónicas. En 1932, ambos describieron estas ideas en The New York Times; en estos dos artículos Frank Lloyd Wright y Le Corbusier dejaron sus diferenciadas posturas perfectamente claras al público.

El desacuerdo comenzó el 3 de enero de 1932, cuando Le Corbusier publicó un artículo en The Times que se titulaba "Un arquitecto notable diseca nuestras ciudades - Le Corbusier las define como cataclismos y describe su metrópoli ideal". Analizando ciudades como París, Nueva York y Chicago, Le Corbusier explica su visión de lo que hoy conocemos como Ville Radieuse, que él denomina como la Ciudad Verde. Escribiendo que los rascacielos americanos todavía no habrían ganado el título de arquitectura, sino que eran "meramente objetos pequeños tales como souvenirs o estatuillas, ampliadas a una proporción titánica", Le Corbusier propone su plan para el rascacielos.

Ville Radieuse. Imagen <a href='http://land8.com/'>via land8.com</a>
Ville Radieuse. Imagen via land8.com

Lo cuales incluyen una sala de estar insonorizada y bien iluminada y una doble fachada de vidrio para controlar los efectos de la temperatura exterior, las torres habitables de Le Corbusier debían incluir al menos doce pisos cada una y dar cabida a 1.000 personas por hectárea. Más allá de las propias torres, su visión incluye recomendaciones más amplias para la vida de la ciudad, especialmente la separación de peatones y coches. El aspecto clave de esta solución es lo que él denominó como "autostrades", autopistas elevadas a 4,8 metros por encima del dominio peatonal en el suelo. Creyendo que esta separación resolvería tanto la seguridad de los peatones como las preocupaciones del tráfico automovilístico, Le Corbusier afirma que "la única solución es devolver al peatón la superficie de la ciudad, toda la superficie, la tierra". Creyendo firmemente que el hombre no estaba utilizando adecuadamente las máquinas que habían creado, y que las ciudades actuales estaban todas "anticuadas", el núcleo de las ideas de Le Corbusier para Ville Radieuse se resume en la descripción, "el conocimiento, la ética y la estética, todos son uno, expresado en arquitectura; una nueva unidad".

Ville Radieuse. Imagen <a href='https://iamyouasheisme.wordpress.com/?s=corbusier#jp-carousel-914'>via iamyouasheisme.wordpress.com</a>
Ville Radieuse. Imagen via iamyouasheisme.wordpress.com

Tres meses más tarde llegó la refutación de Frank Lloyd Wright. "'Broadacre City': La visión de un arquitecto - extendida e integrada, resolverá el problema del tráfico y hará la vida más rica, dice Frank Lloyd Wright" fue publicado en The New York Times el 20 de marzo de 1932. Aunque nunca menciona a Le Corbusier por su nombre, Wright no deja de referirse al argumento de su contemporáneo usando los términos e ideas de Le Corbusier directamente y respondiéndoles (desfavorablemente), pero la introducción del Times hace que la conexión con el artículo anterior de Le Corbusier sea perfectamente clara, describiendo las ideas de Wright como "diametralmente opuestas" a las de Le Corbusier. En su primera oración, Wright nos implora que no "intentemos desgarrar la ciudad para conseguir la tierra verde y poner la ciudad nuevamente en su antiguo sitio; las torres feudales un poco más separadas", en un obvio primer golpe.

Croquis de Frank Lloyd Wright Broadacre City. Imagen © <a href='https://www.flickr.com/photos/41894185893@N01/3444914'> usuario de Flickr kjell </a> bajo la licencia <a href = 'http: // https: // creativecommons. Org / licencias / by-sa / 2.0 / deed.en '> CC BY-SA 2.0 </a>
Croquis de Frank Lloyd Wright Broadacre City. Imagen © usuario de Flickr kjell bajo la licencia CC BY-SA 2.0

Las ideas de Wright, en cambio, se centran en la descentralización, escribiendo que tenemos mucho espacio y que los rascacielos son innecesarios excepto para los propietarios que cobran alquiler. Centrándose en el crecimiento orgánico, Wright lo ve como el siguiente paso natural para que la humanidad se retire de la vida ocupada de la ciudad basada en (lo que él vio como) las innovaciones futuras probables en el transporte. "¿Por qué cubierta o doble cubierta o triple cubierta de las calles de la ciudad a un costo de miles de millones de dólares, sólo para invitar a aumentar y cumplir inevitable derrota?" Wright cuestiona las autostrades de Le Corbusier. Obviamente creyendo que las ideas de su adversario son poco prácticas y beneficiosas sólo para los ricos, Wright critica más a fondo las torres de vivienda de Le Corbusier, afirmando "no hay vida en ellas. Sólo hay alquiler".

Declarando que Broadacre City es la única forma democrática para una ciudad debido a su integración sistemática de unidades individuales, Wright abraza el sistema existente de la carretera. Las comodidades se extienden a lo largo de las carreteras y los hogares están ubicados en parques y jardines y pequeñas fincas, todas rodeadas de hermosos paisajes naturales; Wright argumenta que "1.000 personas por hectárea no es prever el futuro. Sobran 980. "Con la conveniencia del transporte moderno y futuras innovaciones por venir, Wright pregunta por qué la proximidad a la ciudad es importante. En contraste, una vez más con Le Corbusier, Wright predice que "el problema del tráfico se resolverá con arquitectura. Pero no por la verticalidad."

Maqueta Broadacre City. Imagen cortesía de The Frank Lloyd Wright Foundation Archives (The Museum of Modern Art | Avery Architectural & Fine Arts Library, Columbia University, Nueva York)
Maqueta Broadacre City. Imagen cortesía de The Frank Lloyd Wright Foundation Archives (The Museum of Modern Art | Avery Architectural & Fine Arts Library, Columbia University, Nueva York)

Ningún arquitecto vivió para ver su visión hecha realidad, pero ambos tenían razón sobre algunos aspectos de su futuro, el presente de hoy. Las opiniones de Le Corbusier acerca de la tecnología durante su tiempo siguen sonando horriblemente hoy. "Hemos inventado la máquina y debería liberar nuestras mentes y nuestras horas de ocio. En lugar de ello nos ha arrastrado y nos ha sumido en la esclavitud", escribió. También, no hemos logrado el progreso hacia la integración tecnológica que él esperaba. La tecnología actual, de hecho, parece estar alejándose de la estandarización que Le Corbusier esperaba y más cercana a la personalización defendida por Wright en su artículo.

Por otro lado, Wright tampoco tuvo éxito en su deseo de librar a nuestras ciudades de rascacielos y terratenientes (y de hecho propuso su propio rascacielos de 1600 metros dos décadas más tarde). Sus sueños de una cierta cantidad de tierra para cada persona se ha realizado hasta cierto punto en los suburbios americanos, pero muchas de estas comunidades residenciales carecen de las amenidades en las cuales Wright habría insistido. Además, el paisaje natural ciertamente no fue prioridad en la planificación de la mayoría de los asentamientos suburbanos. Mientras que todavía no hemos visto los coches que se elevan 4 metros sobre la tierra como Le Corbusier deseó, varios métodos de separar los coches de peatones se han intentado en ciudades alrededor del mundo. Los rascacielos y otros edificios ocupan actualmente más del 12 por ciento de la superficie disponible en las ciudades, pero los urbanistas y diseñadores urbanos de hoy están presionando por una mayor densidad, algo que Le Corbusier probablemente habría apreciado.

Ville Radieuse. Imagen <a href='http://land8.com/'>via land8.com</a>
Ville Radieuse. Imagen via land8.com

Ni Le Corbusier ni Frank Lloyd Wright pudieron realmente decir que ganaron la discusión llevada en el periódico de los años 30, ya que ambos tenían algunas ideas correctas y muchas equivocadas. Pero si nos fijamos en sus visiones más como un comentario sobre la sociedad y una exploración de conceptos en lugar de un plan literal para destruir y reconstruir las ciudades (aunque ciertamente podrían haber pretendido lo último), se hace evidente que ambos arquitectos reconocían los mismos problemas inherentes en sus ciudades. Al tomar caminos opuestos a la solución, el público se quedó con una abundancia de ideas para resolver problemas, y las generaciones futuras fueron capaces de elegir las mejores ideas de ambos planes. Nuestras ciudades hoy ciertamente todavía no son perfectas, y probablemente ambos arquitectos habrían sido decepcionados, pero sin embargo el par sentó las bases para el discurso (y el debate público) que sigue influyendo hoy en día en la planificación urbana y la arquitectura.

Sobre este autor/a
Megan Fowler
Autor
Cita: Fowler, Megan. "Cuando Frank Lloyd Wright y Le Corbusier tuvieron una discusión pública en The New York Times" [When Frank Lloyd Wright and Le Corbusier Had a Public Argument in The New York Times] 25 jun 2017. Plataforma Arquitectura. (Trad. Stockins, Isadora ) Accedido el . <https://www.plataformaarquitectura.cl/cl/873481/cuando-frank-lloyd-wright-y-le-corbusier-tuvieron-una-discusion-publica-en-the-new-york-times> ISSN 0719-8914
Leer comentarios

Has seguido tu primera cuenta!

¿Sabías?

¡Ahora recibirás actualizaciones de las cuentas a las que sigas! Sigue a tus autores, oficinas, usuarios favoritos y personaliza tu stream.