Agrandar imagen | Ver tamaño original
Ubicado en el corazón de la Colonia Roma Norte, el restaurante se encuentra en uno de los barrios más populares de la Ciudad de México. El local es una peculiar casa de 1980 que destaca por su distintiva fachada de ventanas ovaladas y un par de viejos árboles que permiten entrever una pequeña parte del edificio desde la calle. Meroma tiene un área de 160 m2 dividida en tres espacios principales, cada uno muy diferente al otro, creando diversas atmósferas en un mismo lugar. La radical intervención en la antigua casa estuvo a cargo de OPA -Oficina de Práctica Arquitectónica- liderada por Rosalía Yuste y Diego Mañón, quienes trabajaron en una propuesta de diseño guiada por las necesidades y el concepto que los chefs tenían en mente para su restaurante. La planta baja es un espacio autónomo que nace desde la banqueta, aquí se encuentra el elemento más dramático del lugar: una enorme barra de terrazo. Este espacio invita a los transeúntes al carecer de límites hacia la calle. También funciona como un espacio de transición hacia el salón principal. La banca del área de bar está formada por una estructura de madera de donde nacen los asientos, invitando a los comensales a tomar uno de los cócteles que ofrece el barista. Los tres materiales principales usados en este espacio crean un contraste equilibrado. En el primer nivel está el salón principal que fue diseñado para alojar 35 personas. Ver más Ver descripción completa
Compartir Compartir