Agrandar imagen | Ver tamaño original
Si camináramos por las calles de Montevideo (Uruguay) son tantos los edificios patrimoniales que se encuentran deteriorados que es difícil pensar que en algún momento fueron verdaderos símbolos. Debido al deterioro, la especulación inmobiliaria y los artilugios legales, la reciente destrucción de emblemas patrimoniales de la ciudad ha abierto la discusión sobre la gestión del patrimonio uruguayo. Precisamente uno de los edificios en peligro es la Estación Central José Artigas, declarada Monumento Histórico Nacional en 1975. La estación fue durante casi un siglo el núcleo de la red ferroviaria del transporte de carga y pasajeros por tren del país. Construida en 1897 con el fin de reemplazar la terminal anterior, que operaba desde 1871 y había sido consumida por un incendio en 1893, se le encomendó al ingeniero italiano Luis Andreoni la construcción de una nueva terminal que oficiara de entrada urbana a la ciudad, ubicada en la zona portuaria de Montevideo. Ver más Ver descripción completa
Compartir Compartir