Agrandar imagen | Ver tamaño original
Dueña de un estilo único y reconocida como una de las arquitectas más importantes de Brasil, Debora Aguiar fue elegida por Todeschini para diseñar el ambiente "Dolce Villa Todeschini", hecho especialmente para la celebración de los 80 años de la marca en CASACOR São Paulo que tuvo lugar del 28 de mayo al 4 de agosto en el Jockey Club. La diseñadora crea una casa contemporánea y limpia de 480 metros cuadrados que representa toda la sofisticación y elegancia de su estilo, creando un verdadero refugio urbano en medio de la naturaleza, lleno de recuerdos y detalles. En la fachada, la casa tiene un gran panel con rejillas de metal de aluminio reciclado que, desde el exterior, presenta de manera delicada lo que está por venir y permite que el jardín interior impregne las ventanas con verdes y al mismo tiempo traiga luz natural filtrada a los espacios. En la entrada principal, una terraza acristalada delimita el espacio y un panel de piedras irregulares flanquea la casa por el jardín central. Justo en la entrada, el salón sorprende con pisos y paredes de piedra caliza y filetes metálicos en una paginación geométrica desigual y provocativa, como una caja que muestra una joya rara, meticulosa y preciosa, como la escultura del venerado artista suizo Not Vital, colocada allí. Ver más Ver descripción completa
Compartir Compartir