Agrandar imagen | Ver tamaño original
El desarrollo del proyecto respondió en gran medida a la tipología rectangular del terreno (10mx34m), y a los factores de orientación (Oriente–Poniente). Con un programa de 227.31m², distribuido en dos plantas. El concepto fue crear un esquema lineal, generando un patio que se desarrolla de manera paralela al programa, teniendo una relación directa con cualquier espacio de la casa, ubicando el área social y habitacional en la planta baja, y el área de servicio en la planta alta. En planta baja resolviendo los espacios interiores de forma continua, con mayor transparencia en las áreas sociales y menor en áreas privadas, cada espacio goza de vistas y ventilación que brinda el patio. La cocina, que era el espacio con menor importancia para el usuario, se diseñó como un espacio versátil (cocina/bar) que se integra con la terraza, transformándose en una gran área social y protagonista de la casa, así mismo, al ubicarse al centro del programa genera conexiones directas con los demás espacios. Ver más Ver descripción completa
Compartir Compartir