Agrandar imagen | Ver tamaño original
El proyecto se sitúa en el Valle del Tena, un territorio reconocido como Reserva de la Biosfera Ordesa-Viñamala y una de las mejores representaciones de los ecosistemas de montaña del Pirineo. Sallent de Gállego es un pequeño pueblo de mil habitantes en el nacimiento del río Gállego que forma red con otros asentamientos de la zona. Dicha estructura conforma un territorio complejo en el que los vínculos que forman la estructura cultural, económica y productiva del lugar determinan las condiciones de partida del proyecto. En este contexto se desarrolla una arquitectura entendida como ensamblaje, producido simultáneamente y a distintas escalas, condicionada por las relaciones personales entre vecinos del barrio, la formación y gestión de un grupo de 10 cooperativistas forasteros que conforman una comunidad de financiación solidaria en el proyecto, la implicación de estos en el proceso de diseño y toma de decisiones sobre cada una de las viviendas individualizadas, el impacto que ello tiene en la construcción de las relaciones sociales y de convivencia en la nueva comunidad de vecinos. Ver más Ver descripción completa
Compartir Compartir