Agrandar imagen | Ver tamaño original
La propagación del coronavirus está afectando al mundo entero y enfrentamos tiempos difíciles. Pero con la disminución en la circulación de personas, muchas ciudades están experimentando una disminución significativa en sus problemas ambientales. Venecia, uno de los destinos turísticos más visitados del mundo, es un ejemplo. Como efecto secundario de la difícil cuarentena que enfrentan los italianos, los canales de la ciudad tienen agua limpia, como no se ha visto en mucho tiempo. Muchos barcos y góndolas circulaban por los canales diariamente. Los locales se sorprenden al ver que el agua que impregna la ciudad ya no está turbia. Incluso puedes ver peces en los canales. Facebook compartió fotos que muestran la diferencia entre el agua que el mundo conocía y la realidad que los venecianos pueden ver hoy: canales con aguas cristalinas. Ver más Ver descripción completa
Compartir Compartir