Agrandar imagen | Ver tamaño original
La mortalidad materna debido a complicaciones durante el parto sigue siendo un problema global importante. El 2010, en Malawi, aproximadamente una de cada treinta y seis mujeres tenía un riesgo de morir durante el embarazo o el parto, principalmente por causas prevenibles. Los hogares de espera de maternidad se han utilizado para aumentar el acceso a profesionales calificados ubicados junto a los centros de salud. Estas instalaciones brindan un espacio monitoreado para las futuras madres desde su trigésimo sexta semana hasta su parto. El presidente de Malawi inició un esfuerzo el 2012 para construir 130 instalaciones de este tipo en todo el país. El Proyecto-Malawi de la Universidad de Carolina del Norte había estado apoyando un hospital en Kasungu, Malawi. Como parte de su asociación con el ministerio, la iniciativa se comprometió a construir dos nuevas viviendas e invitó a asociarse a MASS. El prototipo existente era una estructura tipo barraca de una sola habitación que no proporcionaba luz natural, ventilación o saneamiento adecuados. Además, no podía acomodar a los acompañantes que viajaban con las madres, y su falta de programación no podía proporcionar atención prenatal y diaria. Como resultado, muchas mujeres se iban y volvían a sus propios hogares, en lugar de completar su embarazo en el centro. Ver más Ver descripción completa
Compartir Compartir