Agrandar imagen | Ver tamaño original
La planta de energía de Yang Shupu, alguna vez fue la central térmica más grande del Lejano Oriente, construida en 1913 por inversores británicos. El sitio contaba con una chimenea existente de 105 metros de altura, una enorme grúa que cuelga a lo largo de la orilla del río, obras de caballete que solían llevar el carbón, un estanque de agua limpia, tanques de ceniza húmeda y seca. El espacio es espectacular y tiene una forma impresionante, ocupando un área crucial en el proyecto público de Yangpu Waterfront. El diseño para los tanques de ceniza seca al este del muelle comienza en 2015, pero debido a la incertidumbre de su programación, se convierten en la Galería Ash, un espacio de arte con alta flexibilidad y apertura. Mediante la inserción de dos plataformas, los tres tanques de ceniza aislados se conectan y transforman en una unidad. Ver más Ver descripción completa
Compartir Compartir