Eduardo Souza

Arquitecto y Urbanista graduado en la Universidad Federal de Santa Catarina (UFSC). Maestro en Planificación Urbana, Historia y Arquitectura de la Ciudad, también en la UFSC, con investigación relacionada con el tema de movilidad y la expansión urbana. Colabora en ArchDaily Brasil desde 2012 y actualmente es editor de Materials.

EXPLORA AQUÍ LOS ARTÍCULOS DE ESTE AUTOR

¿Cómo funcionan las estructuras tensadas y qué materiales se pueden utilizar?

Volvamos a la primera clase de arquitectura sobre estructuras y la clasificación de los esfuerzos estructurales. En la mayoría de las estructuras, ya sean naturales o artificiales, las fuerzas de compresión son los actores principales. Son esfuerzos realizados con cargas iguales y opuestas, aplicadas en el interior de la estructura, que tienden a acortar la pieza en un sentido -o a comprimirla, como su nombre indica. No es difícil encontrar ejemplos de esto: por ejemplo, un muro de piedra o un tronco de madera pueden resistir el peso de un revestimiento a través de esfuerzos de compresión internos que son inherentes a cada material.

Los esfuerzos de tensión, por otro lado, tienden a alargar los componentes en la dirección de la fuerza de acción aplicada. El acero, por ejemplo, es un material con buena resistencia a la tracción. Se utiliza en hormigón armado precisamente en las partes donde la pieza está en tracción. Pero también es posible que una estructura tenga sólo partes tensadas, como es el caso de las estructuras de membrana, tensadas o tensoestructuras, que consisten en superficies traccionadas por la acción de cables o cuerdas en las que los mástiles absorben los esfuerzos de compresión.

Libertad formal y personalización masiva: Los desafíos técnicos de la impresión 3D

Al explorar la etiqueta de impresión 3D en ArchDaily, está claro que esta tecnología se ha desarrollado a un ritmo increíblemente rápido. Si en sus inicios observábamos el concepto como una posibilidad lejana para el futuro o con ejemplos a pequeña escala, en los últimos años hemos observado edificios enteros impresos y la producción de volúmenes cada vez más complejos. Desarrollada mediante la lectura de un archivo informático, la fabricación se realiza mediante fabricación aditiva con hormigón -u otros materiales de construcción- y presenta numerosas dificultades para proporcionar un proceso eficiente que permita generalizar la técnica constructiva. El pabellón impreso por el consorcio De Huizenprinters, por ejemplo, ilustra bien este proceso.

¿Madera hecha de kombucha?

Cortesia de Symmetry Wood
Cortesia de Symmetry Wood

Los bosques cubren alrededor de un tercio del planeta y juegan un papel fundamental para la vida en la Tierra. Según Peter Wohlleben, autor del libro "La vida secreta de los árboles", a través de los tejidos fúngicos, los ejemplares de un bosque pueden comunicarse entre sí, intercambiar nutrientes, ayudar a las plantas más débiles y organizar estrategias de supervivencia, lo cual es esencial para el sano crecimiento de los individuos. La conservación de los bosques existentes y la creación de otros nuevos son fundamentales para la biodiversidad y la recuperación natural, pero también para satisfacer la demanda de madera.

Según un informe de WWF (World Wide Fund for Nature), se estima que la cantidad de madera extraída en el mundo se triplicará para el año 2050, con el aumento de la población y los ingresos en los países en desarrollo. Además, se estima que habrá un mayor uso de la madera para fabricar biocombustibles, productos farmacéuticos, plásticos, cosméticos, electrónica de consumo y textiles. La búsqueda de sustitutos de la madera puede ser un camino inteligente hacia un futuro sostenible, especialmente si las alternativas se fabrican con desechos generados por otras industrias. Pyrus, por ejemplo, es un material de madera sin aceite producido de manera sostenible con desechos de celulosa bacteriana reutilizados de la industria de la kombucha.

Un pabellón que une materiales de reciclaje, fabricación automatizada y realidad virtual

La industria de la construcción ha experimentado cambios severos en las últimas décadas. Históricamente se contaba con abundante mano de obra y una falsa noción de que los recursos naturales eran infinitos, pero hoy en día el sector ha luchado por encontrar innovaciones que le permitan ser más sustentable, especialmente considerando su enorme impacto e importancia en el mundo. Además, la reciente pandemia de Covid-19 cambió varios factores y dinámicas, exigiendo creatividad de los diseñadores para superar los desafíos. En algunos casos, el propio proceso de diseño quedó sujeto a cambios. El proyecto S'Winter Station, desarrollado por estudiantes y profesores del Departamento de Ciencias Arquitectónicas de la Universidad de Ryerson, es uno de estos ejemplos que se basó en la tecnología de visualización y fabricación existente para su finalización.

Techos de paja: historia, desempeño y posibilidades en arquitectura

A primera vista, el diseño de Dorte Mandrup para el Centro del mar de Wadden parece imitar el paisaje. Su baja altura, sus líneas horizontales y, sobre todo, su materialidad lo convierten en un edificio moderno en perfecta armonía con la naturaleza del lugar. Pero su conexión también engloba el patrimonio edificado de la comarca, más concretamente por su cubierta con paja, recolectada y secada cerca de la tierra. Esta es una técnica de construcción extremadamente tradicional e histórica, pero que rara vez se atribuye a los edificios contemporáneos. En este artículo rescataremos un poco de la historia de este material natural, sus características constructivas y algunos ejemplos de uso.

Francis Kéré: "Dibujo sobre papel, pero prefiero diseñar sobre el suelo"

Esta frase llamó la atención durante la conferencia de Diébédo Francis Kéré en el AAICO (Congreso Internacional de Arquitectura y Arte), que tuvo lugar en Oporto, Portugal, entre el 3 y el 8 de septiembre de 2018. Tras ser presentado nada menos que por Eduardo Souto de Moura, Kéré inició su intervención con la sencillez y la humildad que guían su trabajo. Sus obras más conocidas se construyeron en lugares muy remotos, donde los materiales son escasos y la mano de obra son los propios vecinos, utilizando recursos y técnicas locales.

Diseñando edificios virtuosos: 6 proyectos que combinan sustentabilidad y rendimiento

La ropa que usan los pueblos nómadas del desierto (beduinos, bereberes, tuareg, entre otros) suele ser oscura, larga y de tela gruesa. Contrariamente al sentido común, que recomendaría ropa ligera, pálida y corta para un clima cálido; la ropa pesada y holgada favorece la convección del aire, creando un flujo constante de aire a lo largo del cuerpo, brindando confort térmico en climas áridos. Para los edificios, la analogía funciona. Al abordar la eficiencia energética y el rendimiento del proyecto, inevitablemente hablaremos de su envolvente, entre otros aspectos del proyecto. Una solución exitosa en un lugar, no siempre será eficiente en otro.

Durante los últimos 2 años hemos creado una serie de artículos sobre bienestar y sustentabilidad enfocados en la industria de la construcción. Pero, ¿cómo los proyectos, de acuerdo con sus demandas y contexto, aplican las soluciones para que sean, de hecho, eficientes y funcionen bien?

Ladrillos para abejas: Trayendo la naturaleza a las ciudades

La relación de la humanidad con los insectos es antigua y compleja. Si bien pueden propagar enfermedades y acabar con los cultivos, también son vitales para nuestra supervivencia en el Planeta Tierra, como polinizadores y recicladores. Edward Osborne Wilson, un destacado biólogo estadounidense, declaró en uno de sus artículos que "si los insectos desaparecieran, también lo harían casi todas las plantas con flores y las cadenas alimenticias que sustentan. Esta pérdida, a su vez, provocaría la extinción de reptiles, anfibios, aves y mamíferos: en efecto, casi toda la vida animal terrestre. La desaparición de los insectos también terminaría con la rápida descomposición de la materia orgánica y, por lo tanto, interrumpiría el ciclo de nutrientes. Los humanos serían incapaces de sobrevivir".

Especialmente en el caso de las abejas, la opinión pública ha cambiado en los últimos años y su importancia en la producción de alimentos ha despertado alertas sobre el uso indiscriminado de venenos y pesticidas en todo el mundo. Pero a diferencia de la naturaleza, con sus meandros e innumerables posibilidades de lugares de descanso, nuestras ciudades y edificios modernos generalmente no crean ambientes adecuados para insectos, e incluso pájaros u otros animales. La empresa inglesa Green&Blue ha estado trabajando en ello y creando refugios para incorporar la naturaleza a nuestros edificios. Hablamos con ellos para entender mejor estos productos.

A medida que el clima se vuelve extremo, ¿cómo lidiar con la envolvente de los edificios?

Casa con Gablete / mia2/Arquitectura. Imagen © Kurt Hörbst
Casa con Gablete / mia2/Arquitectura. Imagen © Kurt Hörbst

Cuando se habla de eficiencia energética en los edificios, es inevitable mencionar el aislamiento térmico. Rara vez lo vemos en un edificio terminado, e incluso en los dibujos técnicos, la capa aislante aparece como una delgada escotilla. Sin embargo, este es un elemento de vital importancia, ya que actúa como barrera al flujo de calor, dificultando el intercambio de energía entre el interior y el exterior, reduciendo la cantidad de calor que se escapa en invierno y la energía térmica que ingresa en el verano.

En un edificio con un buen aislamiento térmico, hay menos necesidad de calefacción para mantener la casa a una temperatura agradable, reduciendo también su huella de carbono. Actualmente, son muchos los países que exigen un nivel mínimo de aislamiento térmico para los edificios, con parámetros cada vez más estrictos. Pero, ¿cómo se debe abordar este tema en un futuro cercano, con el preocupante pronóstico de crisis climática?

La sobriedad de las fachadas de madera sin tratar: consejos y ejemplos inspiradores

Al momento de talar un árbol se interrumpen sus procesos biológicos, y también se puede decir que comienza el proceso de deterioro de la madera. Pasos como el correcto corte del tronco, secado y almacenamiento o la especificación precisa de las mejores especies para cada uso determinarán su durabilidad. Compuesta básicamente de celulosa, hemicelulosa y lignina, cada especie de madera tiene una cierta durabilidad natural, influenciada también por las condiciones ambientales del lugar donde se inserta, como la temperatura, la humedad, el contenido de oxígeno y los microorganismos e insectos allí presentes. Generalmente, los tratamientos superficiales se utilizan para aumentar la protección de diferentes piezas, como barnices, aceites y otros procesos químicos. Pero hay situaciones en las que se puede utilizar madera sin tratar en exteriores, consiguiendo una estética gris y sobria que se funde con el exterior y aporta personalidad al edificio.