Declaración del Colegio de Arquitectos: Mall en la Ciudad de Castro: ¿Y ahora qué?

Hoy, el Colegio de Arquitectos de Chile ha emitido oficialmente su declaración pública acerca del polémico Mall que se está construyendo en Castro.

Para quienes no están al tanto, les contamos que desde hace aproximadamente una semana se gestó a través de diversos canales una polémica discusión acerca de un nuevo Mall en la ciudad de Castro, Chiloe, a raíz de unas fotos que muestran la desproporcionada intervención de la obra en pleno centro de la histórica ciudad. Puedes ver una interesante carta que explica la situación aquí.

A continuación les presentamos la declaración oficial presentada por el Colegio de Arquitectos.

MALL EN LA CIUDAD DE CASTRO: ¿Y AHORA QUÉ?

Los hechos

La construcción de un mall en la ciudad de Castro ha generado una amplia discusión y debate en distintos medios y entre diversos actores. A través de esta declaración el Colegio de Arquitectos rechaza categóricamente la forma en que se implanta el edificio en el casco histórico y la manera como se ha procedido, más allá de la aspiración de muchos de contar con un equipamiento comercial de este tipo. Este caso, debe ser el punto de inflexión para hacer una reforma profunda a nuestra manera de hacer ciudad y de proteger nuestro patrimonio.

El desarrollo de nuestras ciudades es el fruto de la política de la NO política urbana y de la batería de herramientas que fomentan desiquilibradamente la gestión privada autónoma, desestimando la participación ciudadana, la calidad de vida, la equidad y las identidades regionales. Esta perversa maquinaria debe ser desmontada y reformulada a la brevedad.

La gestión de este proyecto y la manera de actuar de los inversionistas no hacen más que demostrar que el mercado no garantiza un actuar ético y que nuestras autoridades no comprometen a sus instituciones para actuar de manera adecuada. Es necesario que se tomen todas las medidas para transparentar las decisiones y para sancionar con severidad las irregularidades.

Se ha puesto en evidencia la falta de espirítu cívico y la banalidad con que se tratan los temas urbanos y de patrimonio cultural: la falta de capacidad de los gobiernos municipales, que confunden metas de corto plazo con la responsabilidad de prever un desarrollo sustentable para sus comunas. Se suman los pseudo procesos de participación ciudadana con que se aprueban los planes reguladores y que llevan a las comunidades a reaccionar tarde e ineficazmente y sólo cuando perciben que se les ha atropellado su entorno e identidad.

Es de consenso que la legislación urbana y de protección patrimonial en Chile “no da para más” y se necesita planificación territorial que garantice el bien común. En otros países la experiencia es exitosa y de muchos años en plantear la discusión pública a través de comisiones de planificación (Planning Comissions) para proyectos de alto impacto urbano y ambiental, lo que permite asegurar transparencia, competencia técnica y respeto por la memoria histórica de ciudades y territorio.

¿Qué hacer?

Un desarrollo sustentable debe incorporar a la sociedad toda, y para ello es necesario implementar instancias de discusión abiertas con financiamiento público, que permitan a las ciudadanías y expertos participar en los mecanismos de aprobación de planes y proyectos urbanos. Deben instalarse pronto programas de formación cívica y estrategias de monitoreo ciudadano. Es urgente formular y aprobar, a la mayor brevedad políticas y leyes que resuelvan los enormes vacíos existentes, subsanando la descoordinación existente entre organismos del Estado, especialmente entre el MINVU y el Consejo de Monumentos Nacionales.

La actuación de los arquitectos también ha sido cuestionada. Por ello se debe contar con los instrumentos e instituciones adecuadas para velar por la ética profesional, recuperando la tuición de los colegios sobre la actuación ética de los profesionales. Ello debe complementarse con una formación universitaria que refuerce la ética, conocimientos y valores básicos ligados a un marco cívico común y consensuado.

La reforma a la leyes de Monumentos Nacionales y de la institucionalidad patrimonial, ambas en curso, deben ser tramitadas a la brevedad y deben reforzar las autonomías, capacidades regionales y las declaratorias de zonas de amortiguación de todos los patrimonios declarados. Se debe instalar en el Consejo de Monumentos Nacionales la agilidad para crear nuevas Zonas Típicas donde sea necesario, especialmente mientras la Ley General de Urbanismo y Construcciones (LGUC) no mejore la institucionalidad dedicada al desarrollo urbano, sus instrumentos y los procedimientos de aprobación de los mismos.

La autoridad debe hacer explícita su voluntad para aprobar una política urbana que asegure el derecho a la Ciudad. Deben comprometerse nuestros legisladores a formular y aprobar reformas que aseguren la primacía del bien común por sobre los intereses particulares y se debe exigir a nuestros alcaldes y concejales que aprueben Planes Reguladores que aseguren un desarrollo sustentable de sus territorios. ¡Ahora!

DIRECTORIO NACIONAL
COLEGIO DE ARQUITECTOS DE CHILE
Santiago, 09 de Marzo de 2012

Cita: Pastorelli, Giuliano. "Declaración del Colegio de Arquitectos: Mall en la Ciudad de Castro: ¿Y ahora qué?" 09 Mar 2012. Plataforma Arquitectura. Accesado el 20 Apr 2014. <http://www.plataformaarquitectura.cl/?p=144364>
11 Comentarios »
Add ratingSubtract rating 1
Roberto dice:

A este respecto sólo me pregunto; ¿dónde estuvo el Colegio de Arquitectos estos últimos 2 años???
¿Dónde estuvieron los arquitectos locales que sólo ahora (demasiado tarde) ponen el grito en el cielo ante semejante mole???

 
# March 9, 2012 a las 20:31
Add ratingSubtract rating 4
Jaime Magofke dice:

Me parece adecuada la carta del colegio de arquitectos, ojala se tome en cuenta el planteamiento de generar reformas en los mecanismos de aprobación de proyectos. Creo debería existir alguna entidad que fiscalizara las distintas direcciones de obras, existen demasiados vacíos legales, que en manos de un mal director de obras pueden llegar a ser desastrosos. Yo recido actualmente en una ciudad mediana y el directos de obras es constructor civil, no tengo nada contra ellos, pero que saben de urbanismo y de desarrollo urbano, si la normativa local es deficiente como es en este caso, no queda mas que cruzarse de brazos y ver como destruyen la ciudad. Este punto dentro de la ley, con respecto a quien puede ser director de obras debería ser estudiado.
El tema de la ética en las universidades verdaderamente debería ser fiscalizado y de igual manera en el desarrollo de la profesión, el colegio de arquitecto debería tener la faculta de poder sancionar.
Y por ultimo me gustaría saber quien es el arquitecto responsable del proyecto en cuestión y de la universidad de la que salio, para que sea totalmente transparente el tema.

 
# March 10, 2012 a las 10:36
Add ratingSubtract rating 1
Lucía Garetto dice:

Qué increíble!!! Ahora se pronuncian, siendo que un arquitecto debe haber hecho el diseño y otro arquitecto haberlo aprobado en la municipalidad de Castro. ¡Suma y sigue ! Dónde están las universidades y maestros que preparan a estos profesionales ???
La idea de un mall no es mala. El lugar elegido es el incorrecto. Por qué no lo hicieron en las afueras de la ciudad en donde hay tantos terrenos. Por ejemplo, próximo al Museo de Arte Moderno de Castro !!!

 
# March 10, 2012 a las 14:12
Add ratingSubtract rating 3

Me llama la atención el revuelo nacional que ha causado el impacto visual de este mall sobre el perfil de la ciudad de Castro ; también deberíamos analizar las consecuencias urbanas que han significado estas construcciones sobre otras ciudades en el país, en donde silenciosamente han ido carcomiendo la vida pública de ellas.

 
# March 10, 2012 a las 16:44
Add ratingSubtract rating 1
laura villanueva dice:

Eso es todo?? una carta abierta, amplia que involucra a todos pero que queda a la buena voluntad de obrar de cada institución…….Y ahora……el mall sigue en construcción? Hay detenerlo ahora! cómo y quiénes lo pueden hacer, cuales son las soluciones a “corto plazo” que nos quedan para impedir que ese mal no se levante en lo que queda de la ciudad de Castro!!

 
# March 11, 2012 a las 11:33
Add ratingSubtract rating 2
Martin Ros Arriagada dice:

simplemente TARDE

 
# March 11, 2012 a las 22:26
    Add ratingSubtract rating 2
    Gloria Barrales dice:

    La carta dice, muy tarde, lo que todos sabemos. Es de sentido comùn. ¿Donde estàn ustedes cuando se trata de sentido arquitectònico? ¿cuàles son las soluciones ahora? Seguir confiando en la buena voluntad de los que encargan y construyen? ¿Cuàles seràn las sanciones o consecuencias? No puede ser que sea solo esta carta!!

     
    # March 11, 2012 a las 23:54
Add ratingSubtract rating 0
Daniel Crow dice:

lo que me apenda de todo esto es que en la ciudad que yo vivo (Guayquil, Ecuador) cometen los mismos errores con el perfil urbano, acá no se nada de pronunciamientos sobre una obra que está avanzando cada vez más en un sector aledaño a un barrio llamado “Las Peñas”, y me decepciona mucho que se tenga que esperar que la obra alcance un nivel en el que ya se asimilan las consecuencias para RECIEN pronunciar una discrepancia con la misma.

 
# March 14, 2012 a las 03:15
Add ratingSubtract rating 2
seba dice:

El problema colegas, es que el colegio de arquitecto no tienen absolutamente ningún peso y es meramente decorativo. Alguien que me diga que no haber?
Comparemoslo con el colegio de Medicina, o de Profesores. Cero similitud

 
# March 25, 2012 a las 08:38
Add ratingSubtract rating 0
jato dice:

EL COLEGIO DE ARQUITECTOS PESA MENOS QUE UN PAQUETE DE CABRITAS….!
su comentario y opinión no tiene ni una relevancia, da lo mismo su existencia, los arquitectos pueden ejercer sin estar colegiados, ni nada. Son un montón de vegetes románticos y egocéntricos.
Basto que la gente opinara, y se agrupara y se chanto el proyecto en una semana. ahí esta el poder bajo esas bases hay que hacer ciudad. Que la gente decida lo que quiere para ellos. Con lineamientos claros y en chileno simple, nada de tonteras académicas.
En Castro solo se necesitaba un poco de sentido común ni siquiera ser arquitecto, urbanista, etc. Y por supuesto tener empleados públicos decentes que no acepten se mojados a la primera.

 
# April 2, 2012 a las 14:59
Add ratingSubtract rating 0
Sholem Peliowski dice:

En la falaz defensa del monstruo de bellavista en carta a El Mercurio, Boza argumenta que su obra maestra “díaloga” con la Escuela de Leyes a través de la vista interior del gigantesco atrio. Siguiendo esta racionalidad, no nos deberíamos preocupar del desastre del Mall de Castro: Desde sus interior, los visitantes podrán establecer un maravilloso diálogo con el entorno.

 
# April 5, 2012 a las 12:55
Dejar un comentario »

 

Si bien los mismos lectores pueden moderar los comentarios, estos deberá tener un carácter proactivo y constructivo, manifestando sus puntos de vista con respeto a las obras y las personas (leer más sobre esto). Si quieres tener tu propio avatar, tan solo debes crear una cuenta en Mi Plataforma, la que estará asociada a tu email. Recuerda que Plataforma posee filtros automáticos que a veces marcan ciertos comentarios para moderación, por lo que tu comentario podría demorar unos minutos en aparecer publicado.